jump to navigation

The Devil’s Cauldron 30 junio 2008

Posted by ppglaf in Sesiones de juego.
Tags:
trackback

The Devil's Cauldron 001

Hay que ver la manía que tengo últimamente por “clipear” las fichitas…, y este juego tiene nada más que once planchas de fichas, así que hay para rato.

El caso es que no he hecho ni una pequeña parte, pero no me he podido resistir a ponerlo en la mesa y a desplegar uno de los escenarios básicos de aprendizaje, A Victory Lost, que recrea un instante concreto de la batalla (Operación Market-Garden) en el que los aliados pudieron ganarla, pero en la que todo lo que pudo salir mal, salió mal, y así les fue.

Se trata de un momento en el que Nimega y sus puentes estaban en manos aliadas y el puente de Arnhem aún no estaba de nuevo bajo control alemán, o al menos no hasta el punto de usarlo para introducir fuerzas en “la isla” con las que contrarrestar el avance inglés.

La avanzadilla inglesa está formada por tropas blindadas y por infantería subida encima de los tanques (piggyback es el término para dicha práctica, aunque hoy en día tiene otra curiosa definición), que es una forma de desplazamiento que recogen las reglas del juego. Estas unidades, formadas por irlandeses, inicialmente circulan “en columna” por la carretera, de forma que no pueden adelantarse unas a otras. Se observa la fila en la parte inferior de la foto, y el gran apilamiento en este lado del río Waal es otra unidad inglesa (galeses, para ser concretos) que espera su activación para entrar en juego como refuerzo.

Hay pocos alemanes, pero parecen estar bien preparados. El pequeño apilamiento muy al fondo de la imagen es una unidad atrincherada en una posición elevada, con una amplísima visión de la carretera que les permite actuar como observadores de artillería (fuego indirecto). Entre ellos y la columna aliada está una temible unidad de artillería antitanque/antiaérea del 88, que seguro provocará graves bajas a los irlandeses.

A un lateral, varias unidades de infantería esperan su momento para hostigar y ralentizar a los aliados en su avance hacia ese “puente lejano” de Arnhem.

El juego, repleto de preciosos detalles (no puedo dejar de admirar las magníficas fichas, que usan siluetas o la simbología propia de cada país en aquella época para representar las unidades), está situado a mitad de camino entre lo operacional y lo táctico, más cerca quizá de este último, por lo que la serie se denomina “gran táctico”. La escala es realmente mayor que la de otros juegos clásicamente tácticos, pero hay conceptos como el fuego de oportunidad (en cuanto se muevan los aliados ya se verá cómo les atiza el 88), que parecen casar mejor con lo táctico que con lo operacional.

Ante este escenario, no dejo de recordar (vagamente, que hace mucho tiempo que la ví) una escena de la película Un puente lejano en la que la columna del XXX Cuerpo se detiene una y otra vez porque reciben fuego artillero alemán.

Este juego promete. ¿Terminaré de “clipearlo” alguna vez?

Anuncios

Comentarios»

1. DReaper - 2 julio 2008

Yo tardé una semana en clipearlo, a jornadas de una hora díaria… 😦
Eso sí, una vez clipeadito… woah!

2. borat - 2 julio 2008

¿Pero tú no decías que no te gustaban los tácticos? 😉

3. ppglaf - 2 julio 2008

La verdad es que los tácticos son los wargames que menos me suelen gustar, en efecto, pero este es una excepción, y además está en un punto intermedio entre lo táctico y lo operacional.
Prúebalo, que es una pasada.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: