jump to navigation

U-Boat Leader 27 diciembre 2011

Posted by ppglaf in Sesiones de juego.
Tags:
trackback

Tras recrear el ejemplo que viene en las reglas de juego y continuarlo un poco, me creí capaz de comenzar mi primera partida, así que escogí la primera campaña (The battle begins Sep39-May40), con duración corta y me gasté 25 de los 26 puntos de operaciones en dos submarinos: el U-43 al mando del Kapitänleutnant Wilhelm Ambrosius y el U-47 a cargo del Kapitänleutnant Günther Prien, ambos con el nivel de experiencia “veteran”. El punto sobrante lo empleé en equipar el U-43 con minas, a costa del espacio de 8 torpedos.

Así pues, comencé la patrulla con el U-43 atravesando el Mar del Norte donde obtuvo un evento (Naval target) que le proporcionó 3VP. Al llegar a las Islas Británicas, otro evento (Patrolling escort) le hizo ganar 2VP y el minado de dicho área aportó otros 4VP más. Un buen bagaje para comenzar, aunque también un alto coste: 5 puntos de estrés nada más comenzar.

uboat1

El U-47 también fue a las Islas Británicas, sin gran cosa por el camino pero obteniendo el máximo de contactos al llegar (3), por lo que presumí iba a ver bastante acción.

uboat2

Comenzó encontrando dos mercantes solitarios, el British Endeavour y el Everene, a los que, aprovechando su falta de defensas, se acercó navegando en superficie para cañonearlos, aunque sin éxito, por lo que hubo de recurrir a los torpedos para acabar con ellos. 2VP al saco.

uboat3

El siguiente convoy detectado ya parecía algo más peligroso: 6 mercantes y 3 escoltas, que luego, tras ser correctamente identificados, resultaron ser 4 mercantes, 1 buque de guerra y 4 escoltas. Un hueso duro de roer. Por ello, hizo una aproximación bajo el agua, elegió el blanco más jugoso (Sultan Star, 3VP) y le disparó una salva de 5 torpedos en abanico para luego salir corriendo. Menos mal que lo hizo así, que los escoltas, en sus movimientos, aún sin saber que había un submarino cerca, estaban acechándolo amenazadoramente y la cosa no hubiera acabado muy bien de seguir otra estrategia.

uboat4

uboat5

uboat6

Aún quedaban más contactos por resolver, así que nueva carta de convoy y dos buques mercantes sin escolta a la vista, el Brazza y el San Fernando. Con una bonificación adicional en caso de hundir ambos. Sin sumergirse siquiera, el U-47 se echó sobre los mercantes y en una primera andanada de disparos con el arma de superficie y torpedos, hundió al San Fernando y dejó averiado al Brazza, que se defendió disparando contra el submarino, consiguiendo incluso un impacto menor, pero en el intercambio de artillería acabó perdiendo y siendo hundido. 6VP más.

uboat7

El U-47 ya no vería más acción. Le quedaban dos rondas de munición de su cañón y ningún torpedo, y aunque su nivel de estrés no era aún elevado como para afectarle el rendimiento, se retiró a patrullar las aguas del Mar del Norte, para estar más cerca de su puerto base. Ninguno de los dos intentos posteriores de búsqueda logró encontrar nada y acabó regresando a casa cuando el agotamiento de la tripulación lo hizo aconsejable.

Ahora era el turno del U-43, que tras completar con éxito su misión de minado de las Islas Británicas, comenzaba su patrulla marcando tres contactos, previo a lo cual obtuvo un evento (Lone merchant) que le proporcionó 1VP extra. Los tres contactos fueron barcos sin escolta, presas fáciles. Primero el Tiberton (1VP), luego el Beaverburn y el Clan Menzies (3VP) y por último el Pyrrhus (1VP). Además, casi todos fueron cañoneados, por lo que, tras estos encuentros, aún disponía de una carga de torpedos, aunque el estrés subía peligrosamente.

uboat8

Por ello, decidió no seguir patrullando el área y regresar a la zona del Mar del Norte a buscar presas. Y las encontró (2 contactos). Un convoy formado por cuatro mercantes y dos escoltas a los que se acercó navegando en superficie, lo justo para disparar con el cañón y enviar una andanada de torpedos a los barcos más rezagados, para luego salir corriendo antes de que reaccionaran los escoltas. Quiso la intuición que me reservara un torpedo por si acaso y fue un acierto, porque hundí un barco, el Dunster Grange (2VP) y averié otro, el Eulota. El contacto restante lo empleé en reatacar el barco averiado con el torpedo restante y hundirlo (1VP), tras lo cual, sin munición y con el estrés por las nubes, volví a puerto.

El resultado de la campaña fue de 29 puntos de victoria, lo justo para alcanzar un nivel sobresaliente.

Anuncios

Comentarios»

1. darthtxelos - 28 diciembre 2011

yo me lo he pillado recientemente y tiene una buena pinta de la ostia. la verdad es que me llaman mucho los wargames de submarino solitarios. espero poderlo juegar algún día, me he guardado tu reseña para el día que me ponga


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: